Budapest, Play & Tour, Viajar

Nos escapamos a Esztergom, Visegrád y Szentendre

¡Hola viajero!

¿Qué me dices de una escapadita a la ciudad de Esztergom? ¿Y si además coronamos la salida con las ciudades de Szentendre y Visegrád? Porque de estar en Budapest, es una auténtica pena no acercarte a estas tres ciudades con tanto encanto como lo tiene la capital de Hungría.

La primera parada, Esztergom, está aproximadamente a una hora en coche desde el centro de la ciudad húngara. Así que, si dispones de vehículo para poder moverte, podrás llegar a la ciudad con la iglesia más grande de toda Hungría relativamente rápido. Si prefieres hacer este trayecto en transporte público, recordarte que, el trayecto, entre cambios de autobuses, es de, aproximadamente, dos horas. Y que la visita a las otras dos ciudades húngaras es complicada debido a que no hay líneas de autobuses que cubran el recorrido.

Pero centrémonos en lo importante. Una vez has llegado a Esztergom, dirígete hacia el punto más destacable de toda la ciudad, la Catedral de San Adalberto de Esztergom. La basílica es el símbolo de la ciudad y con más de 118 metros de longitud, 33 metros de diámetro y 48 metros de ancho, es considerada la iglesia más grande de toda Hungría. Y no solo la iglesia, la catedral, en su interior, también dispone del órgano más grande de todo el país húngaro. Además, desde esa colina tienes una de las mejores vistas del Danubio, ¡no te olvides de echar una buena foto! Y hablando del Danubio, si te ves con tiempo, paséate por las orillas de éste, ahí encontrarás el pequeño barrio de Vizivaros, con edificios de estilo barroco y pequeñas callejuelas por las que da gusto pasearse.

Nuestra siguiente parada es Visegrád, a unos treinta minutos de distancia en coche. Visegrád tiene como punto remarcable el precioso Puente Mehmed Paša Sokolović que cruza el río Drina, además del impresionante Castillo de la ciudad que te va a ofrecer una de las mejores vistas al norte de Hungría. Si te coge en la hora de la cena, te recomiendo acercarte al Restaurante Reinaissance en el que podrás degustar exquisitos platos en un ambiente de lo más medieval.

La última parada del día es la ciudad de Szentendre, una de las ciudades más coloridas de Hungría, a otra media hora en coche desde Visegrád. Es conocida especialmente por ser la apodada Ciudad de los Artistas, encontrarás muchos museos dignos de ser visitados: el Károly Ferenczy Museum, el Barcsay Museum, o la Sinagoga más pequeña todavía operativa de Europa.

Si no dispones de vehículo para hacer esta pequeña escapada, te recomiendo esta excursión que, con una duración de ocho horas, te recorre los principales monumentos de tres de las ciudades más bonitas del norte de Hungría. Muy recomendable, viajero 😉

Esto te puede interesar

¡Comenta!