Londres, Viajar

Un detalle de narices en el Admiralty Arch de Londres

Hace ya tiempo que os proponíamos una ruta a pie por Londres inspirada por el St James’s Park. Pues bien, ayer me escribió Cristina V. para preguntarme si la ruta era interesante para realizarla en la próxima Semana Santa. Por supuesto, claro que sí. La propuesta era para el otoño para disfrutar de sus mil tonalidades, pero os aseguro que en Semana Santa estará genial también.

Aprovechando la mención a la ruta, aquí, un detalle. O, mejor dicho, un detalle de narices. Y es que en el Admiralty Arch existe un pequeño detalle que pasa desapercibido para la inmensa mayoría de turistas. De hecho, hasta para casi todos los londinenses también.

El detalle del que os hablo es una pequeña escultura que se halla en el interior de uno de los arcos del Admiralty Arch. Pequeña, pequeña. Sí, me refiero a un pequeña forma piramidal en granito rosa que sobresale de uno de los bloques de granito gris. Se trata de una escultura de una nariz de tamaño real -de unos centímetros, vamos- que, evidentemente, pasa desapercibida en la monumentalidad de la estructura.

La célebre nariz del Duque de Wellington del Admiralty Arch

¿Y qué historia hay detrás de esta nariz? Por lo visto, es exactamente la nariz del Duque de Wellington. ¡Y qué nariz! Está colocada a poco más de 2 metros de alto y, por lo visto, la caballería real la frotaba al pasar a su lado porque dicen que da buena suerte -de hecho, si fuera a caballo te quedaría a una altura fácil para para tocarla con la mano-.

Aunque la leyenda es curiosa, en realidad esta nariz se debe a una obra de hace poco más de diez años del artista Rick Buckley, quien decidió distribuir varias narices por la ciudad. Por el SoHo hay varias. Dicen que en total hay siete por Londres. Pero eso lo dejamos para otro post.

Ya lo sabes, Cristina, cuando vayas a Londres busca la nariz del Duque. ¿Alguna otra pista? Está en el arco de más al norte. Es decir, yendo de A a B –con Trafalgar Square detrás de ti-, pasa por el arco de la derecha -de los tres grandes, claro- y eleva tu vista un par de metros mientras miras hacia el arco central. 🙂


Ver mapa más grande

Esto te puede interesar

3 Comments

  1. LALIst: 11 lugares secretos de Londres – Más que souvenirs

    June 22, 2016 at 10:01 am

    […] Las 7 narices del Soho son obra del artista Rick Buckley, quien en 1997 escondió hasta 35 narices por el centro de Londres. Se trata de moldes de yeso de su propia nariz, que fue colocando por los principales puntos turísticos de la ciudad como protesta por el creciente número de cámaras de video vigilancia que el gobierno había instalado por la ciudad. Según el escultor, el gobierno se había vuelto demasiado nosey, es decir, entrometido, de esos que meten las narices donde no les llaman. De ahí su singular obra de arte. Sin embargo, hoy en día solo quedan 7 (aunque hay quien afirma que son 10) de las originales narices. […]

  2. Xavi Villegas

    March 10, 2012 at 8:38 pm

    jojojojo

    un detalle de narices, sí

  3. Keko Marín

    February 27, 2012 at 10:06 am

    Humor británico, supongo :)))

¡Comenta!