París, Viajar

Solsticio de invierno en París al más puro estilo Robert Langdom (Tom Hanks)

Está por llegar. Dicen que es el próximo 22 de diciembre. Y como todo solsticio, algo sorprendente sucede.

Si vas a estar por París en estos días, es una oportunidad genial para visitar la iglesia de Sant-Sulpice, la segunda más alta de la ciudad. Independientemente de haber sido construida en honor a San Sulpicio el Pío, se ha convertido en una parada obligatoria para todos aquellos que han leído o visto El Código Da Vinci -que no son pocos-.

Pero esta vez no te voy a hablar de sus características, de sus diferentes autores, de sus tres  murales de Delacroix, de su historia ni de su origen. Sino de su gnomon. ¿Qué es un gnomon? Es un objeto alto que proyecta su sombra sobre una escala y que antaño se utilizaba para medir el paso del tiempo. Fue Languet de Gercy -sacerdote de Saint-Sulpice- quien en su afán de controlar los equinoccios para predecir cuándo caería la Pascua, le encargó este proyecto al astrónomo y relojero inglés Henry Sully. El relojero construyó una línea de latón en el suelo, paralela a los meridianos de la Tierra, que extendió hasta un obelisco de mármol en la pared y asciendiendo 11 metros.

Al mismo tiempo, se instaló en la ventana sur un sistema de lentes. Gracias a este invento, al mediodía del solsticio de invierno la luz del sol pasa por la ventana coincidiendo con la línea de latón del suelo hasta el obelisco. En los equinoccios del 21 de marzo y 21 de septiembre, a mediodía la luz toca un plato oval de cobre delante del altar. Como curiosidad has de saber que esta excusa científica le supuso a esta iglesia no sifrir daños durante la Revolución Francesa.

Base del gnomon de Sant-Sulpice

Quizás por todo esto la iglesia de Sant-Sulpice es protagonista de El Código Da Vinci. Según el libro, Saint-Sulpice estaría edificada sobre un templo dedicado a Isis y el gnomon señalaría en realidad la Línea Rosa, fundamental para la búsqueda del Santo Grial.

¿Queréis conocer algún otro lugar de cine de París?

Esto te puede interesar

1 Comment

  1. Marta Reverte

    September 17, 2012 at 1:44 pm

    Yep! Pasaré las Navidades en París y en familia.
    Esto no me lo pierdoooooooo!!!!!

¡Comenta!